lunes, 26 de septiembre de 2011

LA VUELTA AL RUEDO NACIONAL

LP en Mendoza en el homenaje a El Eternauta


Llevados por la vida en un constante ciclo sabemos, por lo general, cuando guardarnos por un rato del fragor de la lucha en los arduos caminos de la historieta nacional. Lo que rara vez sabemos es cuándo ese mismo camino nos volverá a atraer y, mucho menos, hacia dónde. Así las cosas, y luego de un parate de andar juntos de por lo menos cuatro años (la última vez fue Necochea), nos tocó esta vez Mendoza; lugar al que siempre está bueno volver.


Jok y el paisaje cordillerano desde el Cerro de la Gloria.


Invitados por Daniel Flores (secretario de cultura de La Bancaria Mendoza) y la gente del local pionero "Planeta Cómics" Ricardo Treglos y Sara Carosella, con la excusa no menor de homenajear otro día de la historieta, otro día al calor de nuestro máximo personaje, otro día recordando a fuego y pensando dónde estará Oesterheld pero, sobre todo, al calor de la tristísima partida de Francisco Solano López, allí fuimos Jok, Carlos Aón y el que suscribe. Y lo pasamos fenómeno.

Jok y Aón con la dulce Keki, la gráfica sobre el homenaje inundó Mendoza.

Cuando, hace unos meses, llegaron a nuestro socavón moronense Daniel y Ricardo y nos contaron de su sueño, no soñábamos nosotros con días tan bellos, con un trato tan amable, ni con un evento de tal excelencia. Y es que los tipos -al amparo del ECA (Espacio Contemporáneo de Arte de Mendoza), del municipio y de la gobernación mendocina- se mandaron algo más que un simple homenaje. Si no, vean las imágenes que siguen...

Jok y Ferrari miran atónitos la colgada de los paneles gigantes.

Sasturain diciendo una justas palabras en la inauguración.

Jok y Lautaro Ortíz, secretario de redacción de Fierro.

Una página de "El perro llamador" y la mirada mendocina.

Choque de titanes: Jok y Doeyo, ¿Columba o Fierro?

Jok y los queridos tucumanos Jorge Endrizzi y Segundo Moyano de la Unhil.

El espacio en sí es soberbio (un viejo banco convertido en museo, muy parecido al porteño Palais de Glace), la curaduría fue notable (a cargo de Mariano Chinelli y nuestros viejos amigos mendocinos Damián Pérez Santos y Eliana Mauceri) y la magnitud de las reproducciones expuestas en la planta baja abordaban al expectador ingresante en un grado de impacto similar al que debió suceder cuando de chiquito, el lector, se topó por primera vez con una página de Breccia, Pratt, Solano o Lalia. Si a eso le agregamos que el fin del invierno en Mendoza torna el aire, las montañas y erl verdor del paisaje en un paraíso, se imaginarán Uds. lo bueno que fue estuviésemos allí. Y lo más bello: los amigos. Porque al llamado acudimos desde vastos rincones del país y el extranjero: los amigos de la Unhil (César Carrizo, Jorge Endrizzi y Segundo Moyano), los de la ADL (Carlos Barocelli y sus muchachas y muchachos), Pol Maiztegui y Beto, el editor Javier Doeyo, Juan Sasturain y Lautaro Ortíz de la Fierro, Christiano de Chile, los morenenses Sonia Olmo, Iván Franco e Irma Dairozzi (viuda de Alberto Breccia), Keki y Salvador Sanz, Horacio Lalia, Claudio Morhain, Ivo Pavone (que se vino desde Italia junto a Aldo Pravia, amigo de Hugo Pratt), los especialistas Mariano Chinelli y Gustavo Ferrari, y una presencia de lujo: Elsa Sánchez de Oesterheld.

Elsa al momento de recibir un premio reconociendo su labor por la historieta y algunas muchas cosas más.

El hermano chileno Christiano Gutiérrez y un servidor.

A la inaguración asistieron, además de los invitados y autoridades municipales y de la provincia, algunos amigos mendocinos -el gran Chanti, Verushka, Jaime Suárez y la artista plástica Erika Tankelevich-, nuestro hermano uruguayo Rodolfo Santullo (¡que estaba en otro evento en la misma ciudad!) y periodistas de todos los medios locales y mucha, pero mucho público.

Cristian con Chanti, gran historietista y gran persona.

Por el lado del debe, queda la rara sensación de ir a ver (de una vez más volver a ver) a los viejos amigos divididos y los mismos tristes desencuentros: había otro evento en Mendoza y sendos organizadores se habían arrojado a un enfrentamiento que, en el pequeño y agreste lugar en el que está hoy la historieta, nos acarreaba más conmiseración que tristeza. El resultado fue el consabido, que nunca una división puede sumar y que lo que nos resta el desencuentro es más achicamiento de público y objetivos. Otra nota de color oscuro que se dió entre los del "ambiente" fue que en una mesa de ventas del otro evento, se ofrecía la famosa edición de El Eternauta mal habida que realizó Scutti. Sobre el particular, les recomiendo leer este post que realizó Doeyo, a quien lo sorprendió el hallazgo y, por supuesto, no lo dejó pasar. Increíble que a esta altura del partido estemos viviendo este tipo de cosas.


Con Horacio Lalia, maestro y amigo, y el cráneo del evento, Daniel Flores. ¡Gracias, Daniel!


Más allá de esos detalles, nos fuimos con la bella y renovada experiencia de andar con amigos de todo el país y de seguir en la brecha por una historieta más digna y latinoamericana en un marco inigualable. Personalmente, pienso que pocas veces la obra de Oesterheld, Solano y los grandes maestros recibió un homenaje igual. Nos queda agradecer tremendamente la invitación de Daniel y Ricardo, su dedicación y profesionalismo, y a todos sus colaboradores: Damián, Eliana, Sara, Betsabé y todas las chicas de ECA. Por último también la hospitalidad y la paciencia de Graciela, dueña del hostel Spazio donde estuvimos alojados.

¡Gracias y hasta la próxima, hermanos mendocinos!
Cristian Mallea

6 comentarios:

Gustavo Guevara dijo...

que bueno, yo fui a la muestra con mi hija y nos gusto, y tambien nos sacamos una foto con chanti. abrazos!!

Daniel Flores dijo...

Me entusiasmé leyendo y pasé de largo, metí este comentario en lo que sigue, va de nuevo:
Gracias muchachos
Es bueno ver a través de los ojos de quienes asistieron a la convención, uno toma distancia y logra captar otras percepciones que enriquecen la propia. Un gracias enorme a la Productora, por haber participado y de este modo jerarquizado este encuentro. Ojalá no pase tanto tiempo para volver a encontrarnos. Desde Mendoza, un fuerte abrazo. Daniel Flores

Jok dijo...

El viaje y la muestra fueron un lujo absoluto, a cuerpo de rey. Y una experiencia inolvidable. Organizativamente impecable y con un contenido inobjetable. Los agradecidos somos nosotros y te esperamos por Morón cuando sea que pases por Buenos Aires.
Abrazo,
Jok

Violeta dijo...

quería consultarles si saben como para sugerirme alguno de los hostels en mendoza para ir en el verano? Les agradecere la recomendacion, ya que nunca he ido (y me gusta preguntar esto en sitios desinteresados de la venta de turismo especificamente)

Jok dijo...

En el hostel en el que estuvimos en esa oportunidad nos trataron bárbaro y brindaban muy buen servicio. en la lista que se ve en tu link creo que no aparece. voy a ver si puedo averiguarte bien el dato, porque ahora no recuerdo el nombre.

Jok dijo...

Hola Violeta, el hostel donde nos hospedamos en Mendoza en aquella oportunidad se llama Spazio.
http://www.spaziohostel.com.ar/

El dato me lo pasaron unos dibujantes amigos con los que nos hospedamos ahí. Y también guardaron un buen recuerdo (como yo).

espero que te sirva el dato.